sábado, 12 de diciembre de 2009

Nóbel de la paz

Obama Nóbel de la paz.

¿Es un premio merecido? Aunque la gran mayoría opina que lo es, yo la verdad tengo mis dudas, reconociendo que es un gran estadista que esta con los más necesitados y comprometido con su programa político, como por ejemplo llevar la sanidad gratuita a todos los norteamericanos que lo necesiten, o la educación, con estos dos grandes pilares ya para mi es un gran político de altura.

Pero el Nóbel de la paz es una manzana envenenada le pone en un dilema en el que a mi no me gustaría estar, (Por qué queramos o no) Los intereses armamentísticos son uno de los poderes facticos que mas influyen en la economía de EE.UU.

Esperando que nuestro nuevo premio Nóbel este por encima de las circunstancias y no se deje influenciar por los señores de la guerra, y que pueda ganar el combate de la paz.

Y que nuestra esperanza negra, tenga la perspectiva de lo que conlleva ser un hombre de reconciliación y concordia. Enhorabuena ¿o no¿ eso depende de la perseverancia de el hermano Obama de todas maneras ¡Felicidades! A el y por ende a nosotros.

Gazpacho. Uno de los dos

1 comentario:

Rafa, de Uno de los Dos dijo...

Desconozco los "intringulis" de la concesión de el Premio Nobel de la paz, pero desde la concesión del mismo a un tal Henry Kissinger, el que fue el máximo conspirador y promotor de golpes de estado como el de Chile de Allende, todo este asunto me parece una fiesta privada a la que no estamos invitados y que quieren que aplaudamos, vamos, que paso del tema.