domingo, 22 de mayo de 2011

Indignado al cuadrado

Indignado al cuadrado

Cuando después de introducirte en el realidad del resultado electoral compruebas lo que te temías no puedo menos que sentirme indignado al cuadrado.
De nada han servido protestas, ilusiones, concentraciones, propuestas, ignominias políticas, acampadas en Sol y movimientos 15M, todo…, todo nos lleva a más de lo mismo. La indignación ha venido de la mano de quien se indigna viendo la televisión, sentado en el sillón, de quien convencido por tanto desprestigio lanzado por sus cavernarios se arma de la razón que define su voto. Nada de progresía, nada de cambios, nada de ilusiones renovadas.
Imagino la política partidista como un gran sofá en que al estilo del clásico juego digital, Tetris. La clase política establecida, remueve el culo buscando acomodo para irse hundiendo y consolidando, y encontrar su sitio seguro e inamovible, cuanto más hundido y colocado en el sillón mejor.
La indignación del rancio, de quien no tiene biblioteca, que quien no va al teatro, de quien llena los estadios, de quien es carne de bar, que dirían Gabinete Caligari en el 86, y no la de los grandes y nobles valores y pasiones.

"Muere lentamente quien evita una pasión, quien prefiere el negro sobre blanco y los puntos sobre las "íes" a un remolino de emociones, justamente las que rescatan el brillo de los ojos, sonrisas de los bostezos, corazones a los tropiezos y sentimientos". Que decía Pablo Neruda.

La estrategia planteada por los vencedores ha sido, a la postre, la mejor posible. Por un lado embadurnar de desprestigio al contrario en todas sus acciones, y por otro, eludir su propia culpa de todo mal que pudiesen haber provocado rebotándola a sus contrarios. Un ejemplo clamoroso vino cuando, en épocas de “bonanza” económica se alardeaba en una comunidad como Madrid, de ser un ejemplo de gestión y resultados en lo referente a la creación de empleo, y cuando sobrevienen malos tiempos de crisis económica echar culpas evasivas a otros responsables como al gobierno central. ¡Toma ya! ¡Así da gusto gobernar! O como cuando se realizan obras públicas bajo un endeudamiento extremo imposible de corregir, provocando impagos que arruinan empresas y condicionan gobiernos futuros, además de daños difíciles de cualificar. Porque por ejemplo, quien me dice a mi si un cierto fracaso escolar (de los más altos de Europa) no vienen provocados por recortes presupuestarios en educación y que por otro lado se inflaron otras partidas, que en definitiva vinieron a endeudar a una comunidad o ayuntamiento.

Todos sabemos que las tendencias, a base de machaconear, al final acaban por instalarse en el imaginario colectivo acaparando más acólitos a su causa y que victorias de la derecha política, reaccionaria y aburguesada traen consigo una insana suerte de pesados designios de los que tendremos que defendernos si queremos sentir ese remolino de emociones que nos rescaten de tanto desconsuelo.
En una irremediable búsqueda que sí nos alivie, no queda otra que el de seguir ilusionados en una cierta igualdad, en una cierta libertad, justicia y paz social.

Rafa, yo mismo.

6 comentarios:

RBC dijo...

Los cambios siempre generan la necesidad de reacomodarse; ojalá que España se sobreponga de esta crisis de la cual aùn esta presa y superen los obstáculos.

abrazoss

Anónimo dijo...

Pero tu eres de los nque pensaban que lñas eleccione s iban a cambiar por las movilizaciones?U poco iluso si que eres mi querido amigo Rafa.Este pais sigue siendo de derechas,y se sigue votando a dos partidos. Yo creo que voy a emigrar a otro pais donde la pólitica sea lo de menos.No se si lo encontraré. abrazos.ROCKERO DESPISTADO

Anónimo dijo...

.-Desilusión me ha venido a ver.-
Esperado, asumido,relativizado, hasta un baño balsámico si es menester, y aun así, bajo mi piel, ESCUECE.

Juan Antonio. Uno de los Dos dijo...

Si yo tuviera tan claro algunas cosas como esta de las elecciones…ahora mismo seria pitoniso de esos que aciertan, el futuro, presente y pasado.
Aún así sigo creyendo en la gente de bien, en esa gente que esta en las plazas, para poder cambiar esta pantomima de democracia.
De cualquier forma la lucha no estaba centrada en estas elecciones…la lucha esta en las generales, que son las que pueden modificar el panorama actual , de aquí hasta su celebración tiene que salir un líder que ponga por boca de todos los indignado sus propuestas….de no ser así, que nadie se erija en líder del movimiento…volveremos a estar abocados al oscurantismo y la indignidad permanente
He dicho

Rafa. Uno de los dos dijo...

Efectivamente como bien cantaba BEBE: Escuece!

Coli, ya quisiera yo para mi ser tan ACRATA

Huy, huy ! los acomodos lo que pasa aquí es que hay ya mucha gente (políticos) que están muy acomodados y precisamente lo que necesitamos es que se desacomoden un tanto.

El rey lagarto dijo...

Estaba claro que esto iba a suceder, esto no se cambia de la noche a la mañana, los medios tienen mucho poder de conviccion, hace falta paciencia tiempo y mas lucha, esperemos que al final se obtenga algun resultado.

Saludos de nuevo amigos, he vuelto ya tengo internet jeje