domingo, 8 de enero de 2012

Un libro, para el optimismo


Cuando la simpleza y el escribir como se habla, sin alharacas sin tener que recurrir a diccionarios para entender lo que el sesudo autor nos quiere explicar.
Cuando la historia que nos narra es tan cotidiana el interés parecería que se diluyera, pasando desapercibida.
Cuando un libro catalogado de Bet-seller que ha vendido tropecientasmil copias, algunos entre los que me incluyo solemos rechazar por ¿populistas? Y por aquello que se ha dado en llamar literatura basura.
Todo esto es lo que este libro que acabo de leer puede albergar…y que  a mi me engancho desde el primer párrafo (simplemente) ENTRE LIMONES, (Chris Stewart) es, simpleza, sencillez, entretenimiento, amistad, sentimientos, ecologismo, adaptación, integración, etc…estos serian los adjetivos que definen la historia.

 Este vídeo de Miguel Ríos, podría ser la mejor crónica para definir lo que el autor nos cuenta...Al sur de Granada.






3 comentarios:

Anónimo dijo...

tal como lo pintas con ese entusiasmo dan ganas de compartir tus sentimientos. veremos a ver

Temujin dijo...

A la hora de escribir lo mejor es la naturalidad el empleo de palabras artifiosas puede denunciar la falta de hechos u opiniones que comunicar.
Para subirme el animo, suelo leer cosas de gente grande como por ejemplo Anibal, Einstein etc,etc, etc.. gente que aporta, los llamo.
Comprare ese libro.

Rafa, de uno de los dos dijo...

Quisiera leerlo y vivir lo que nos cuentas, podría ser una buena manera de salir de este atolladero lector