sábado, 28 de enero de 2012

Mirones de pornografía



Sesudos cerebros  aficionados a las estadísticas y demás zarandajas, han publicado una de lo más clarificadora.
 La estadística  a la que me refiero  y que para mi no han descubierto nada nuevo, es que en tiempos de crisis como la actual, donde el ciudadano esta agobiado, cabreado, puteado, asfixiado, y muchos (ados) más, busca consuelo en la pornografía.
Lo malo es que es nociva para la salud (según las web católicas) con este panorama apaga y vamonos.

  Y no van descaminados, por lo visto Internet esta que arde, la peña se refugia en esta web del sexo, me imagino que para olvidar la otra pornografía…la de los juicios a malos que salen indemnes o buenos que salen culpables…banqueros que se lo llevan por la patilla y que me dicen que la culpa es mía…políticos/as  que no se cortan un pelo y que recortan sin cortarse un pelo...

Ciudadanos que ven  su porvenir en la cuerda floja, buscan una válvula de escape en la pornografía.
 Si es que en definitiva somos unos mirones, la una la miramos en Internet y la otra ¡¡simplemente la miramos!!

3 comentarios:

Rafa, de uno de los dos dijo...

Si la pornografía se contempla como una ofensa al pudor, honestidad, decencia y esto lo llevamos más allá de lo estrictamente sexual, está claro que nos topamos con cosas que a todas luces son más ofensivas que las sexuales, y que nos no excitan para nada, más bien nos encabronan.

Temujin dijo...

Algunos estamos hartos del sexo, básicamente estamos cansados que nos den por el c..o...Sin embargo esto para la Iglesia no es pornografia...

Temujin dijo...

Un saludo