sábado, 25 de junio de 2011

Cerdos al poder




Los mercados y los bancos nos necesitan, pero al parecer ellos no piensan lo mismo.
Los gobiernos son nuestros interlocutores ya que la ciudadanía no tenemos un portavoz valido, nuestro portavoz debería ser el gobierno, y cuando el portavoz no nos vale, es de sentido común cambiarlo, parece ser que los portavoces no lo captan…. pues carretera y manta.
Porque decidme que seria de los mercaderes si no hay mercado, y quien es el que hace mercado el mal llamado populacho. Parece ser que el populacho esta enseñando la patita, y esto les pone nerviosos (a los mercados).

El órdago del pueblo lo están sopesando (o deberían) pero saben que en sus manos tienen las 31 y de mano, o lo que es lo mismo para el que no sepa jugar al mus, tres reyes y un pito, lo mas de lo mas, imposible ganar el juego, pero el juego del mus no acaba en las 31, el juego del mus pasa por ganar la grande, la chica y los pares, tres pasos que hay que dar para llegar al cuarto el juego, por lo que si en estos paso previos no hay juego.
El dichoso juego se basa en un ten con ten de faroles y marrullería, marrullería y faroles para ganar el juego, pero el juego es largo y arduo, el juego no consiste en ganar una mano, el juego no acaba hasta que una de las partes tiene todos sus “amarracos” a favor.

Y me pregunto??, que pasaría si les vemos su órdago al juego y no hacemos ningún tipo de operación mercantil o bancaria durante una semana que seria la hostia…¿no? simplemente un día. ¡eh que pasaría!
Y si no sale bien el órdago, siempre nos quedaría hacer nuestra propia “unión europea” ya, que no estamos solos ¿podríamos definirla? Unión PIIGS. ¡Cerdos al poder!

Un grano no hace granero

6 comentarios:

Rafa. Uno de los dos dijo...

No has tenido en cuenta las treinta y una real que parece ser que algunos las llevan siempre

Temujin dijo...

Acertado planteamiento es que has realizado. Como bien dices nosotros tenemos la sarten, pero no queremos cocinar. Los encargados del ágape, vaguean y están pensado en llamar a Mac Donald. Para llamar a Mac Donald, no hace falta cocineros, entonces despidamos a los actuales y pongamos a gente que realmente este interesada en defender a los comensales, no solo en pasarlos facturas. Espero haberme explicado.
Un saludo.

Juan Antonio. Uno de los Dos dijo...

Rafa...siempre creí las reales era invención nuestra, en aquellas interminables partida de mus, pero cierto ellos juegan con cartas marcadas.
salud

Temu..te has explicado perfectamente, la clave puede estar en la unión de cerdos, lo veo aunque difícil, mucho mas factible, y mira que aquí hay buenos cocineros, jeje.
Las gracias del payaso Mcdonal, están empezando a ser bastantes
pesadas
saludos

NoSurrender dijo...

El tema es que las leyes las deciden los votantes. Creo que el movimiento popular de indignación debería empezar a mover piezas. Y si el sistema financiero es necesario para sobrevivir (que lo es, al menos mientras existan desfases entre producción y venta), entonces tendremos que tomarlo y nacionalizarlo.

El rey lagarto dijo...

Gran entrada... En ese punto si que podriamos hacer muchisimo daño, sin necesidad de protesta ni de movilizacion, simplemente dejando de consumir masivamente solo con lo justo y necesario, sin coger nuestros coches ni encender nuestros ordenadores, volviendo al pasado.

Juan Antonio. Uno de los Dos dijo...

NoSu..el 15 m, es una mosca cojonera, estoy contigo en que hay que pasar de la palabra a la acción ¿pero como? entrando en el sistema ¿porque no?. Lo bueno de cualquier manera es que la mosca sigue en la brecha
salud

Rei...totalmente de acuerdo, hay que luchar con sus mismas armas, darles un toque de atención...pero es tan complicado.
salud